El estilizado dedazo de Morena

#YoSigoA @RevistaStratego

 

Mensajes

Gilberto Armenta

 

Enero 10 de 2018.- Yeidckol Polevnsky es la presidente temporal de Morena. Estará a cargo de ese partido mientras Andrés Manuel López Obrador intenta conquistar a México.

 

Ella ofreció una conferencia de prensa en Sonora, la acompaño Alfonso Durazo Montaño, líder del mismo partido en ese estado.

 

Presentes también la diputada de Acción Nacional – aunque la presuman de Morena – Célida Teresa López Cárdenas; el líder del Partido del Trabajo, Jaime Moreno Berry; el del Encuentro Social, Martin Preciado; también el presidente del comité municipal de Morena en Cajeme, Javier Lamarque.

 

Pero fue una delgada figura, vestida de negro, con rostro… ¿desencajado? impaciente, nerviosa y perdiendo su mirada en todas las direcciones la que llamó la atención.

 

A la memoria vinieron esas tremendas video columnas que lanzaron fuego contra Andrés Manuel López Obrador. Contra el desarrollo de Morena. Contra las encriptadas adhesiones de personajes ligados a la corrupción. Contra el sueño bolivariano de gobernar una republica que no es ni guerrillera ni comunista.

 

Ella era Lili Téllez, la periodista sonorense encumbrada en SDP Noticias, del siempre controversial periodista Federico Arreola.

 

Tomó asiento a la izquierda de Alfonso Durazo Montaño, y conforme ella vio que la metralla de preguntas era para Yeidckol Polevnsky, vino el relajamiento. Luego mostró inseguridad cuando alguien grito – y Lili Téllez cuando responderá algo –

 

¿Cuánto vale la credibilidad del periodista? Muchos dicen que va en relación de los compromisos que adquiera con el gobierno en turno. Otros que depende de la forma en la que diga la verdad. Unos más que guarda simbiosis con la forma en la que escriba del pueblo, del ciudadano.

 

Lili Téllez enseño una nueva forma en la que la credibilidad informativa podría irse por la borda, si la circunstancia que se enfrente no se maneja de manera adecuada.

 

Sentadas entre los asistentes a la conferencia en mención, se encontraban mujeres que, desde octubre pasado, y algunas antes de ese mes, habían sido impulsadas a competir por esa oportunidad rumbo al senado. Luego fueron motorizadas con una votación entre los consejeros estatales de Morena, que le dieron el visto bueno a Marcela Zazueta Pillado, Juanita Martínez Matus y María Antonieta Lazo López.

Mas tarde, en los primeros días de diciembre, el comité nacional alborotó a Olga Armida Grijalva y Patricia Robles Payán.

De entre las cinco debería salir, luego de la encuesta nacional dictada, la elegida para acompañar a Alfonso Durazo Montaño rumbo al senado.

 

Pero el líder estatal dijo, confundiendo incluso algunos nombres de las cinco anteriores, que esa encuesta había encontrado mejor posicionada a Lili Téllez. De la metodología no se habló. No convenía hacerlo.

 

Ahora, nadie le garantiza a los que están registrados como aspirantes a las siete candidaturas como diputados federales ser elegidos. Esperan también los resultados de esa misma encuesta, que ahora les dicta que otro periodista, o empresario, o artista o trapecista en algún circo que ande por ahí, podría estar mejor posicionados que ellos.

 

Y es que en otros partidos se le llama designación directa. AMLO despotrica contra eso llamándolo el dedazo de la mafia del poder. Morena lo estilizo y le llama “encuesta nacional”.

 

Lili Téllez en silencio. No habló de esas cinco mujeres a las que, sin duda, no conocía. Les pasó por encima solo por ser mas famosa. La preparación está de lado. Será la candidata al senado por Morena solo porque le dará mas votos a Andrés Manuel que ellas cinco juntas.

 

Célida teresa López Cárdenas, la diputada del PAN ahora comulgando con Morena, en silencio también. Dijo haber dejado al PAN por la violencia política que en ese partido se ejerce contra la mujer, pero no considera como tal la violencia que se ejerce evidentemente en contra de esas cinco mujeres que son abandonadas al lado del camino solo por ser menos famosas que Lili Téllez.

 

Si la formula entre la periodista sonorense radicada en Monterrey y Alfonso Durazo Montaño es fuerte, sólida, con posibilidad de influir en el electorado, e incluso, con alcances como para ganar la elección, eso es otra cosa.

 

El detalle que considerar es la forma en la que Morena está haciendo las cosas en Sonora. La forma en la que ha decidido enlistar a quienes lo van a representar en las elecciones del próximo 01 de julio.

 

En Morena nadie está decidido, hasta que Andrés Manuel determine quien le sirve más en sus propósitos electorales. Lo demás es mera chunga electoral.

 

Gracias por la lectura. Puede seguirme en @mensajero34 y en facebook.com/gilberto.armenta.16

Deja un comentario