Podría recuperar estado 585 millones de Padrés y sus amigos

#YoSigoA @RevistaStratego

 

Las propiedades en bienes inmuebles han sido incautadas y serán sujetas a extinción de dominio

por Demian Duarte

 

Bienes inmuebles por un total de 585 millones de pesos que fueron incautadas de manera precautoria a Guillermo Padrés Elías, Roberto Romero y Carlos Villalobos entre otros, podrán pasar a manos el gobierno del estado como una manera de recuperar parte del quebranto millonario que dejó la pasada administración de gobierno.

Dichos bienes que han sido incautados de manera paulatina conforme avanzan las investigaciones que realiza la Fiscalía Anticorrupción de Sonora, serán sujetos a juicios de extinción de dominio, a partir de la Ley de Extinción de Dominio, que fue promulgada apenas el viernes pasado por la gobernadora Claudia Pavlovich.

Rodolfo Montes de Oca, fiscal general del estado, presentó la nueva Unidad de Inteligencia Financiera de la Fiscalía General del Estado, misma que está a cargo de la agente del ministerio público Alejandra Santiago.

Montes de Oca, dio a conocer que algunas de las propiedades corresponden al ex mandatario estatal, entre ellas el famoso Rancho “Pozo Nuevo con valor de 150 millones de pesos, otro rancho denominado “El Derrumbadero”  con valor de 87 millones de pesos y una instalación denominada “Hacienda Rústica de Caballos”, en San Pedro el Saucito, con valor de 39 millones de pesos.

Adicionalmente el ex senador Carlos Villalobos, que fungió también como secretario de Hacienda Estatal durante la segunda mitad del sexenio de Padrés, Roberto Romero López, su esposa Mónica Robles Manzanedo y su hermano Luis Felipe Romero, también fueron incautados por distintos bienes inmuebles distribuidos entre Hermosillo, Navojoa y la serranía del estado.

Al ex  dirigente del Partido Acción Nacional Juan Valencia se le incautaron también terrenos por 4 millones 410 mil pesos y a Martín Alejandro López García le quitaron una casa valuada en 6.6 millones y terrenos con valor de 400 mil pesos.

Montes de Oca aclaró que la dependencia a su cargo decidió tomar esa medida como medio para reparar el daño que se hizo a la hacienda estatal durante la gestión de ex gobernador y reponerle al pueblo de Sonora parte de lo perdido, aunque aclaró que si bien la dependencia a su cargo, a través de la nueva unidad de inteligencia financiera, que encabeza la agente del ministerio público Alejandra Santiago, ahora corresponderá a los jueces a través de los juicios de extinción de dominio, determinar la validez y legalidad de la medida.

Odracir Espinoza, fiscal especializado en delitos de corrupción explicó que los bienes incautados son valuado en base a su valor catastral y que hay otros bienes en proceso por lo que los inmuebles que se han incautado a integrantes de la anterior administración podrán acceder a 1 mil millones de pesos, mismos que serán también sometidos a juicios de exit ció de dominio.

Enfatizó que la Fiscalía Anticorrupción de Sonora ha procesado a 7 ex secretario e estado y a 15 directores de área, sin embargo manifestó que estos se han amparado de manera recurrente, como modo de evadir la acción de la justicia.

Por su parte la nueva agente especializada en inteligencia financiera resaltó que será implacable para perseguir y procurar justicia.

“No es justo que estén en manos de esas personas cuando corresponde a los sonorenses, les quitaremos su poder económico”, anotó.

 

Deja un comentario