Fue un debate lleno de lugares comunes, pero sin propuestas para resolver la problemática

#YoSigoA @RevistaStratego

 

por Guillermo Frescas

Al encuentro entre los candidatos por la alcaldía de Hermosillo le faltó confrontación de ideas para ser un auténtico debate y la exposición de los cómo piensan resolver el futuro de Hermosillo, consideró Guillermo Noriega Esparza.

El director ejecutivo de Sonora Ciudadana, quien formó parte del panel de ciudadanos que  participó en el debate organizado por Coparmex explicó que no es necesariamente un debate cuando no hay confrontación de ideas sobre un tema específico.

Sin embargo destacó que este ejercicio, en el que participaron Ernesto de Lucas Hopkins, Célida López Cárdenas, Mirna Rea Sánchez, Norberto Barraza Almazán, Carlos León García y José Guadalupe Curiel, le gustó porque no fue utilizado para que los candidatos y candidatas se denostaran y descalificaran entre ellos.

“El ejercicio fue bueno, pero me parece que nos falta nmucho para entrar a la época de los debates reales”, consideró Noriega Esparza

Consideró que no puede hablar de un ganador absoluto, la mayoría de ellos son bien intencionados, pero sólo hablaron de sus buenos deseos, sin abundar en el cómo piensan lograr eso que expresan que le hace falta a Hermosillo.

“Nos dicen anhelos, esperanza y lugares comunes, pero los debates deben estar llenos de recetas, no nada más de buenos deseos “, apuntó.

Aun cuando advirtió que no se puede hablar de ganadores, concedió que Ernesto de Lucas y Célida López se mostraron como los mejor preparados para el debate, con más propuestas; pero Carlos León y Mirna Rea se mostraron como los más empáticos y Mirna Rea y Norberto Barraza los más genuinos, que transmite confianza; Curiel se mostró muy duro y muy político para transmitir sus ideas.

Deja un comentario