El estira y afloja del Congreso local

Pasión por los Negocios

por Demian Duarte

Sin duda que la decisión de parte del Tribunal Estatal Electoral de retirarle una diputación que le había sido asignada por la vía plurinominal a Morena y dársela al PRI, con el argumento de la llevada y traída sobrerrepresentación de ese partido, no es algo que abone mucho al clima de concordia política y ese empeño de “darle la vuelta a la página”, con el que ha venido trabajando la gobernadora Claudia Pavlovich.

Aunque se pueda argumentar que el Tribunal es un organismo autónomo, que es capaz de tomar sus propias decisiones en base a u interpretación de las leyes, la realidad es que se sume que ese tipo de decisiones co una fuerte carga política y que podrían marcar el rumbo de cómo opere la 62 Legislatura en el Congreso del Estado, son decisiones que se toman en acuerdo con el gobierno del estado y que necesariamente pasan por la oficina del Secretario de Gobierno, quien debería tomarle consulta a su jefa.

Ya antes el Instituto Estatal Electoral había tomado de la decisión también polémica de entregar una de las “pluris” que le correspondían a Morena, al PAN, de modo que ahora son 2 diputados, Jorge Villaescusa del PRI y Gildardo Real del PAN, los que se han convertido en motivo de un pleito jurídico, que será llevado ante la sala regional del Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación en Guadalajara, mismo que ha venido fallando en contra de ese enfoque de “sobrerrepresentación” y ha procurado que la distribución de las diputaciones de representación proporcional en el Congreso del Estatales refleje la voluntad ciudadana manifestada en las urnas.

Seguramente usted recordará que Morena y sus aliados en la Coalición Juntos Haremos Historia ganaron 20 de los 21 distritos locales y que por la proporción de votos, a ese partido político le corresponderían 3 plurinominales y al PT una más, lo que los dejaría con 24 curules de 32 posibles, siendo 3 para el PRI (plurinominales), 2 para el PAN (todas pluris) 1 para el Movimiento Ciudadano, 2 para el Panal (1 de elección y 1 pluri) y 1 más para el Partido Verde Ecologista.

Sin embargo la mano del Instituto y ahora la del Tribunal Electoral han puesto las cosas con 21 diputados para los morenistas, 4 para el PRI, 3 para el PAN, 2 para el Panal 1 para el PVEM y 1 para el MC, con lo que Morena seguiría siendo la fuerza mayoritaria en el legislativo local, aunque bajo esas condiciones su bancada disminuiría a 15 diputados con 3 del PT y 3 más del Partido Encuentro Social (ambos sus aliados legislativos), lo que indica que habría al menos 6 bancadas constituidas, con derecho a votar en la Comisión de Régimen Interno y Concertación Política, que es por donde pasan las decisiones de agenda y rumbo del Congreso del Estado.

Sin embargo lo más grave y delicado es que la decisión del Tribunal Estatal Electoral, acabó por romper la mayoría absoluta o Constitucional que ya tenían en sus manos los morenistas junto a sus aliados, lo que si acota la posibilidad de tomar decisiones de peso, como hacer cambios a la Constitución y otras no memos trascendentes como es cambiar la Ley Orgánica del Poder Legislativo, lo que representa un candado similar al logrado con los cambios a la Constitución, que obligan a que 2 terceras partes de los municipios estén de acuerdo con los cambios que se impulsen a la carta magna de nuestro estado.

En ese sentido, será trascendental para el equilibrio de poderes y la toma de decisiones, el fallo que en torno a las inconformidades planteadas por Morena, pueda tomar la Sala Regional del Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación, pues para todos los implicados, tendrá un peso esencial en lo que ocurra en Sonora a partir del 16 de septiembre próximo y durante los 3 años que se vienen.

***

Por cierto, mientras en Sonora les quitan diputados, en el plano federal, los morenistas por Sonora siguen sumando posiciones dentro del Congreso de la Unión, ya se sabía de la Senadora que logró una curul por la vía de representación proporcional, de nombre Santa Agustina Aguilar Castillo.

Sin embargo este fin de semana se supo de 2 nuevos diputados federales que llegan como representantes por Sonora por la vía de representación proporcional y que son  Manuel López y Marco Antonio Carbajal quienes acudieron a San Lázaro a fin de tramitar sus respectivas credenciales que los acreditan como diputados electos e integrantes de la 64 legislatura federal, con lo que Morena logra 6 diputados federales, que son aparte de esos dos personajes, Lorenia Valles Sampedro (distrito 3), Wendy Briseño Zuloaga ((distrito 5), Heriberto Aguilar Castillo ((distrito 4) y Javier Lamarque Cano (distrito 6). Hay otros 3 que ganaron en la Coalición, que son del distrito 1 Manuel Baldenebro que es del Partido Encuentro Social, Ana Gabriela Guevara del 2 que es del PT, lo mismo que Hildelisa González del distrito 7.

Por cierto de parte del PRI durante el fin de semana se vio a Irma Terán Villalobos, quien como usted sabe es la única legisladora que ese partido tendrá en la Cámara de Diputados y quien deberá unir fuerzas con Sylvana Beltrones a fin de apoyar en las respectivas gestiones a la gobernadora Claudia Pavlovich. 

Correspondencia a demiandu1@me.com

Deja un comentario