La agenda de Morena

Mensajes

Gilberto Armenta

Los impulsos tendientes por crear o acentuar divisiones deberían ser templados y reemplazados por el espíritu de conciliación. Indira Gandhi

Andrés Manuel López Obrador estará en Sonora, de nueva cuenta, pero ya como presidente electo el próximo mes de septiembre. En tres días estará en SLRC, Nogales, Hermosillo, Guaymas, Obregón y Navojoa. La agenda que exhibirá se antoja harto interesante: conocer los motivos de la controversial forma de designar gabinete, escuchar de viva voz como es que los coordinadores estatales trabajaran, conocer su opinión sobre el tema “Tatiana”, escucharle justificar de nueva cuenta a Napoleón Gómez Urrutia, conocer a su nuevo y personal “estado mayor presidencial”, y de ahí como en cascada; el NAIM, el ejército, el avión, la gendarmería, la CNTE, la maestra Gordillo, y demás. Por supuesto, todo queda en el plano de los buenos deseos, porque si como candidato a la presidencia fue casi difícil entrevistarle, ya como presidente electo será ciertamente imposible.

Pero hay una tercia de temas que sin duda Andrés Manuel tratara obligadamente y en privado con sus más cercanos colaboradores en Sonora: la composición de los grupos de poder al interior de Morena, la cada vez más insostenible relación con el PES y el PT, y la ya muy cercana transfuga de liderazgos ante el reparto inequitativo (según dicen entre ellos mismos) de las distintas posiciones en ayuntamientos y el congreso local.

No son asuntos menores, porque será esta su ultima visita del año a Sonora, y su siguiente ya como presidente en elecciones podría ser a partir del segundo semestre del 2019. Si los problemas de correlación que están pegando duro a Morena a nivel nacional, se replican en Sonora y en otros estados, el control del bono democrático está en serio riesgo para el tabasqueño.

Por otro lado, si no se dirimen las diferencias la novatada ejerciendo ya el poder como autoridades les golpeara tan duro, que tardaran tiempo en recuperarse.

¿El Congreso del Estado? ¿Las reformas constitucionales? ¿Las bancadas? ¿El coordinador de Morena? Sin duda, asuntos de primer orden e interés para todos en Morena, pero como dijo siempre el presidente electo: las escaleras se barren de arriba hacia abajo. Si no hay entendimiento cualitativo entre todos los que ganaron la elección, lo cuantitativo servirá para bendita la cosa.

Y por eso es por lo que la gobernadora Claudia Pavlovich, sin importar esos mismos resultados electorales y que fueron adversos para el partido al que ella pertenece, sigue posicionando a Sonora en el plano nacional, porque Enrique Guillén Mondragón, presidente nacional de Canacintra, le otorgó especial reconocimiento por la labor de la mandataria estatal en su permanente intención por el crecimiento económico del estado.

La generación de empleos, la inversión cada vez mayor, y el clima laboral estable que se vive en Sonora, son producto de un proyecto de desarrollo en el que han intervenido diferentes áreas, desde la secretaria de Economía, hasta los organismos no gubernamentales que se han sumado a la intentona que ya dio resultados.

La estructura del gobierno estatal ha hecho importante labor en esto, ya que, como se ha dicho en incontables ocasiones, la intervención en equipo de todo el cuadro provoca resultados que se reflejan en el beneficio de los sonorenses.

Así, mientras que los que van a entrar a gobernar desconocen interlocuciones, los que ya están gobernando arman estrategias de trabajo en equipo. Esta situación que se vive al interior del gobierno estatal deberá ser tomado en cuenta, primero, por el gobierno federal entrante, y segundo, por quienes estarán coordinando las acciones del federal desde los estatal.

El proyecto de la Megarregion, considerado por la Canacintra como uno de los motivos para reconocer a la gobernadora de Sonora, está influenciando la economía del estado en mención, a tal grado que el Producto Interno Bruto, particularmente en las fronteras, es el que mas genera dividendos para la federación. Esto viene a coalición por el interés que Lopez Obrador ha demostrado por las fronteras, otorgándoles menos impuestos y mejor salario mínimo que el resto de México.

Es ahí donde se da la coincidencia de ideas. Es ahí donde los cualitativo supera a los cuantitativo, y donde los acuerdos se signan en base a resultados, y no en cuanto a fobias personales.

Sin duda, el reconocimiento de la Canacintra a la gobernadora sonorense tendrá repercusiones en adelante. Ya se estarán documentando.

Gracias por la lectura. Puede seguirme en @mensajero34 y en facebook.com/gilberto.armenta.16

 

Deja un comentario