La danza de la fiscal

Pasión por los Negocios

por Demian Duarte

Pues bien, este miércoles ya tarde se dio a conocer la terna que emitió la gobernadora Claudia Pavlovich para que el Congreso del Estado tenga a bien cumplir su trabajo y designe a quien será Fiscal General del Estado de Sonora por los próximo 9 años.

La verdad es que el anuncio fue sorpresivo, no esperado tan pronto, y por lo tanto agarró a todo mundo con los dedos atrás de la puerta pues llegó con dos perfiles inesperados que son Rafael Ramírez Leyva y Jesús Gabino Cabanillas Herrera, uno abogado litigante, el otro académico. Sin embargo ya se comenzó a entender la jugada con el tercer nombre, Claudia Indira Contreras Córdova, actual fiscal especializada en feminicidios y delitos contra las mujeres.

En pocas palabras, se prepara el escenario para que el primer nombramiento en toda la norma de un Fiscal General del Estado sea para una mujer, que además forma parte del equipo de gobierno de Claudia Pavlovich y fue muy cercana (o al menos subalterna) de Rodolfo Montes de Oca, quien se supone que pateó el pesebre con su “sorpresiva” renuncia el pasado 5 de octubre.

Claudia Indira Conteras se dedicó por años a ser la encargada de la seguridad en el sur de Sonora, delegada de la Procuraduría General de Justicia en Ciudad Obregón, donde ya sabemos la seguridad no necesariamente es el mejor resultado, y además se le encargó después atender el grave problema de los feminicidios, un asunto en el que se ha disminuido la incidencia y se paró la estadística en alza, precisamente por su participación, cubriendo las cifras, catalogando los delitos contra las mujeres como asuntos del fuero común y haciendo las veces de tapadera.

Sin embargo es la apuesta para ocupar un cargo que tendrá un carácter transexenal, en el que los diputados son rehenes de una reforma de Ley que data del año 2016 en la que están obligados a aprobar a uno de los 3 perfiles que envió la gobernadora, o bien ser omisos en el acuerdo que se espera para la sesión del 15 de noviembre y dejarle a la gobernadora la designación de Claudia Indira Contreras como la nueva fiscal.

En pocas palabras, todos los caminos conducen hacia ella y a pesar de todo lo anteriormente dicho, no es el peor de los perfiles, ni siquiera representa una tragedia jurídica su designación.

Se trata de una persona que tiene experiencia, que conoce el nuevo sistema de justicia penal y que es reconocida en el medio jurídico por su trayectoria, es decir no pasará por una curva de aprendizaje y podrá entrar de lleno a las labores de procuración de justicia y entendimiento con el Poder Judicial, en un momento particularmente delicado.

Y mire al final de todo el procedimiento la gobernadora Pavlovich podrá decir que trabajó en las atribuciones que le concede la Ley, y que los diputados y el Comité Ciudadano de Seguridad Pública le dieron manga ancha en este tema, y tendrá razón.

Es decir no hubo un proceso real de cernido o selección que permitiera conducir el proceso a una mejor elección y habrá quien diga que Claudia Indira es lo mejor que le pudo pasar a Sonora (yo no) en procuración de justicia, nadie tiene la culpa, o nadie quiere asumir esa responsabilidad, así que no queda más que terminar con este proceso, que ha tenido mucho de simulación, para que Claudia Indira Contreras asuma el rol transexenal de ser la Fiscal General del Estado.

Me parece que es una estrategia muy bien pensada y mejor ejecutada, van mejorando.

***

Villalobos en la UGRS

Este sábado en la Unión Ganadera estará presente el futuro titular de la Sagarpa federal, es decir Víctor Villalobos Arámbula, quien ofrecerá detalles, plan de trabajo y acercamiento a los productores que se acerquen.

Es por supuesto al oportunidad perfecta para conocer los alcances de lo que comenzará a ocurrir en el Valle del Yaqui, en Cajeme y en Sonora con respecto al campo a partir del 1 de diciembre, pues como se sabe la Sagarpa despachará en Ciudad Obregón desde esa fecha cabalística, así que a 3 semanas de ese hecho, habrá que ir y escuchar.

***

Poder y dinero

Por cierto, este jueves se dio un relevo muy anunciado en la Cámara de Senadores y es que Alfonso Durazo Montaño, senador de primera mayoría decidió de una buena vez dejar el cargo e irse de lleno a la conformación del gobierno que encabezará Andrés Manuel López Obrador para organizar y ordenar la súper Secretaría de Seguridad Pública que le corresponderá encabezar.

Por supuesto en las instalaciones del Senado se vio muy sonriente a Arturo Bours Griffith asumiendo el cargo, junto a Durazo y Lilly Téllez, en un capitulo que demuestra una vez más que el poder y el dinero no se destruyen, simplemente se transforman.

Correspondencia a demiandu1@me.com

Deja un comentario