La irresponsabilidad y los grillos, aliados del coronavirus

por Arturo Soto Munguia

El coronavirus no es el único enemigo. También lo son la irresponsabilidad y… los grillos.

A estas alturas ya debe haber quedado bastante claro que ningún gobierno en cualquiera de sus tres niveles podrá sortear con éxito la pandemia del coronavirus, si no es con la participación de los ciudadanos y su voluntad de romper la cadena de contagios, quedándose en casa.

Es impresionante la cantidad de gente que aún circula en las calles como si en el mundo entero no pasara nada; como si en Sonora no se hubiera registrado ayer la cuarta muerte por coronavirus y la curva de contagios comienza a escalar.

Y conste que me refiero a gente cuyas actividades no resultan esenciales, porque es obvio que una buena cantidad de esas personas no tienen más opción que salir a ganar el pan para sus familias, y otras son servidores públicos, prestadores de servicios y empresarios que no pueden dejar sus trabajos.

Más preocupante aún, que haya personas, muchas, que todavía creen que la pandemia es un mito, una ficción conspiracionista internacional, un invento del gobierno con quién sabe qué perversos fines y otras sandeces. Por culpa de esas personas el factor de multiplicación exponencial de casos aumenta.

Los grillos, por otra parte, integran ese segmento de la sociedad que, siendo reducido, siempre está haciendo ruido, sacando raja política de la desgracia, anteponiendo su activismo militante por encima de la contingencia y buscando desacreditar cualquier iniciativa de gobierno, dependiendo, claro, de la afinidad política con las siglas de las que haya emanado ese gobierno.

Así, tenemos que priistas, panistas y cualquier otro grillo de oposición al gobierno federal cuestione sistemática y permanentemente cualquier decisión que se tome en aquella instancia. Por otro lado, morenistas y aliados hacen lo mismo, pero hacia gobiernos del PRI o del PAN.

Un juego perverso en el que lo último que importa es la salud de los mexicanos.

Pero la pandemia no respeta siglas, regiones ni religiones. Ya está presente en todas partes.

Ya no estamos hablando sólo de ciudades grandes. Dos de las víctimas eran de San Luis Rio Colorado y una más, de Magdalena. Las tres, mujeres. También se confirmaron dos nuevos casos de contagio, ambos adultos mayores, varones, uno de ellos originario de Opodepe, que se encuentra en condiciones graves.

Coincidencia o no, ayer se reunieron los alcaldes y alcaldesas de los municipios del Río Sonora con autoridades estatales de Protección Civil, Seguridad Pública y Salud en un encuentro donde tomaron varios acuerdos, entre ellos el de no permitir el paso de personas procedentes de EEUU. Como se sabe, esos pueblos son la cuna de mucha gente que se fue allende la frontera para buscar el sueño americano, y en esta temporada vacacional suelen regresar a ellos.

Pues bien, ahora se encontrarán con retenes instalados en Sonoquipe, Bacoachi y Mazocahui, donde los conminarán a regresar. Los que decidan quedarse, obligatoriamente serán puestos en cuarentena y bajo observación médica durante 14 días. También promueven el resguardo domiciliario por las noches y restricción de actividades no esenciales durante el día.

En general, las medidas restrictivas se irán endureciendo en los próximos días, pues mucha gente sigue creyéndose inmune y poniendo en riesgo a sus cercanos.

Ayer, la secretaría de Salud estatal informó de tres nuevos decesos, para sumar cuatro en el estado. Los números tanto de muertes como de contagios irán en aumento en los próximos días, como lo indican los modelos predictivos.

Las tres víctimas son

En Sonora se comenzaron a implementar medidas restrictivas desde hace tres semanas y se reforzaron las campañas de información y de persuasión para quedarse en casa. Sin embargo mucha gente las ha desestimado.

Las medidas puestas en marchas son de las mejores en todo el país y de las más oportunas, lo que le ha valido a la gobernadora aparecer como una de las mejor calificadas en una evaluación del desempeño de gobernadores frente a la pandemia. Sin embargo, no podrán ser totalmente efectivas si los ciudadanos no hacemos caso.

Y si los grillos, de uno y otro bando, no reconsideran el sabotaje blando que cotidianamente están haciendo hacia sus contrarios, sin pensar que finalmente, en el panteón no hay padrones de militantes.

II

Un importante acercamiento el que tuvo ayer el presidente municipal de Cajeme, Sergio Pablo Mariscal Alvarado con el sector empresarial de la localidad, para buscar las vías de gestión de apoyos en los ámbitos estatal y federal, para las actividades productivas, que están pasando por un mal momento a causa de la parálisis provocada por el coronavirus.

Hay una bolsa de 500 millones de pesos en el gobierno del estado, para aplicarse desde la secretaría de Economía, así como el fondo anunciado por el presidente de la República por 25 mil millones de pesos para apoyar a micros, pequeños y medianos empresarios.

El presidente municipal manifestó su confianza en las medidas que anunció el presidente Andrés Manuel López Obrador y dijo sentirse seguro de que no se dejará de la mano a quienes mayoritariamente generan empleos en el país, así como a quienes se autoemplean en negocios pequeños, familiares.

En un mensaje difundido ayer en sus redes sociales, el alcalde reiteró el llamado a los cajemenses para quedarse en sus casas y ayudar así a romper la cadena de contagios que acaba de entrar en su fase más crítica.

En Cajeme se adoptó también la medida de promover el resguardo domiciliario de ocho de la noche a ocho de la mañana y la policía municipal está invitando a quienes anden en la calle en ese horario, a remitirse a sus domicilios. La pandemia viene fuerte en Sonora y apenas está mostrando sus devastadores efectos. Lo mejor es acatar esas medidas.

También me puedes seguir en Twitter @Chaposoto

Anuncios

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.